#Entrevistas:: OSCAR BRUZON: «Considero que la misión de un entrenador es transversal e integral»

Tiempo de lectura: 7 minutos

Hoy vamos a ver como un jugador con futuro y que tenía una carrera por delante, se convierte en un entrenador de éxito. Para ello, como todo, se inició en la base, donde inicio su andadura en este campo.

Y es que Óscar tuvo la mala fortuna de sufrir una lesión que le relego a los banquillos, donde formándose y con esfuerzo ha conseguido los logros que todo amante del futbol y entrenador sueña. Muchos viajes y a miles de kilómetros de su tierra, Galicia, sigue conquistando los banquillos.

¿Cómo empezó Óscar en el mundo del Futbol?

Divirtiéndome jugando en el parque con mis amigos todas las tardes del año y entrenando y compitiendo en el equipo de mi colegio.

¿Cuáles fueron los pasos que seguiste hasta llegar a profesional? ¿Cómo viviste esa experiencia?

Después de una temporada en División de Honor, y siendo todavía juvenil de último año, competí un año en la tercera división gallega, afortunadamente salió un gran año y ello me permitió fichar en el RC Celta “B”.

Fue ahí donde realmente empezó mi carrera como jugador que, por otra parte, siempre compatibilicé con mis estudios universitarios.

Una lesión fue la culpable de que te convirtieras en entrenador ¿Cómo recuerdas esos inicios en los banquillos?

La lesión me produjo frustración, ya que en los 5 primeros años de mi carrera (1998-2002) era un jugador con mucha proyección, determinación y una clara progresión ascendente.

Me adopté siempre bien a los saltos entre categorías hasta que caí lesionado por primera vez y por 6 meses en mi primera temporada en Segunda A.

Considero que mis inicios entrenando son consecuencia de no haber podido disfrutar de la carrera que me imaginaba como jugador debido a las lesiones.

La inquietud y necesidad de seguir ligado a lo que más me gustaba, me llevaron a entrenar durante 4 años (2007-2011) a alevines e infantiles en los dos mejores equipos mi ciudad (Vigo), el Areosa y el RC Celta.

En esta etapa tenía un buen trabajo en la Banca que además proyectaba como modo de vida en el futuro.

Óscar en un entrenamiento

¿Cómo fue el cambio de Rol en el vestuario, el pasar de jugador a entrenador?

En mi caso fue un cambio dulce. Necesitaba volver a sentir esa pasión e ilusión ilimitadas por nuestro deporte. Aprecio mucho esa primera etapa entrenando en las categorías inferiores del RC Celta.

Me permitió tener la oportunidad de poder entrenar a nivel académico a los mejores talentos gallegos durante 4 años. Este trabajo con la base, sin duda, me ha servido mucho en mi carrera profesional posterior.

¿En tu Galicia Natal has podido entrenar por diferentes clubs del base ¿Qué te llevas de esa etapa?

Entrenar en la base y con las mejores recursos (en un Club histórico, con los mejores jugadores de la región, en unas instalaciones de élite y en las mejores y más altas competiciones y torneos para esas categorías) puede y debe convertirse en una experiencia positiva para cualquier buen entrenador.

Se trata de compartir tu conocimiento del juego desde tu experiencia y también de saber guiar adecuadamente a los chicos para resolver las múltiples situaciones complejas que se presentan durante el partido.

Todos los planteamientos y detalles relacionados con el equipo los realizamos desde una perspectiva de mejora progresiva y constante.

Esta capacidad de mejora se acentúa mucho en estos años de aprendizaje del juego por lo que la figura de un buen entrenador – educador tiene una importancia capital en las etapas formativas y de desarrollo de los jugadores.

¿Y la de poder entrenar en el club donde te formaste?

Sin duda, es un orgullo el haber podido jugar y entrenar en el Club de mi ciudad. Por el Celta han pasado grandes jugadores y hemos tenido grandes equipos.

Me siento afortunado por haber crecido y aprendido de este deporte teniendo como referencia al RC Celta, ya que es un Club con una idea y filosofía positiva en la forma de entender el juego.

Guardo muchos y buenos amigos en el Club y siempre fui, soy y seré un fan con la suerte de haber podido disfrutar el club desde dentro en diferentes etapas y roles.

Óscar junto a Fernando Vázquez en el Mallorca

¿Cómo viviste la formación de estos jugadores en una etapa tan importante?

Tuve la suerte de tener a chicos muy buenos y talentosos, algunos de ellos tuvieron progresión hasta las categorías inferiores de la Selección Española. Todos los recuerdos que guardo de esta etapa formativa son realmente buenos y han dejado mucho poso en mi manera de dirigir.

¿Qué es lo que más importante en la formación de un jugador?

En cualquier proceso de aprendizaje quien lidera debe generar y acentuar la atención de quien aprende y ya en un nivel superior activar una curiosidad superlativa en todo el proceso.

Bajo esas premisas de atención y curiosidad es mucho más fácil para los jugadores descubrir, entender y mejorar en cada una de las áreas, fases y momentos del juego.

Finalmente, también considero un factor fundamental en el proceso formativo de un jugador la diversión y la afinidad hacia y con el grupo – equipo ya que cualquier buen jugador siempre necesita contextos favorables.

Tras esto empieza tu etapa por el extranjero ¿Cómo llego esa oportunidad?

En 2012 me ofrecen un proyecto en la I-League de La India, la División más alta del país en esa época. Tengo la satisfacción de haber sido el primer entrenador profesional español en India.

En ese momento el Sporting Clube de Goa, Club convenido con el Sporting Clube de Lisboa, buscaba un entrenador español joven tras los éxitos internacionales de nuestra selección en esos años.

Ya en una primera reunión con el Presidente, y favorecido por tener un buen nivel de inglés, me ofrecieron mi primer contrato profesional como entrenador.

Formé un cuerpo técnico con otros dos profesionales españoles con los que ya había trabajado en etapas formativas previas, Dani Fdez y Javi Cabrera. Cogimos un equipo en una situación delicada y riesgo de descenso tras la primera vuelta y conseguimos enderezar el proyecto pudiendo acabar en la mitad alta de la tabla.

Además, ese mismo año 3 de nuestros jóvenes jugadores debutaron con la selección absoluta de La India. En nuestro segundo año en el Sporting finalizamos La Liga en 5.º lugar y nos proclamamos Subcampeones de Copa.

Además, contribuimos en dotar al Club de una estructura académica formando a los entrenadores y estableciendo inputs metodólogicos en toda la estructura del Club.

A día de hoy la Academia del Sporting Clube de Goa mantiene su prestigio y siguen produciendo buenos jugadores nacionales.

¿En pocos años conseguiste muchos éxitos en Maldivas ¿Cómo viviste esa etapa?

Las dos temporadas con New Radiant en Maldivas (2017-2018) fueron realmente buenas. Se trataba de un Club histórico, el más laureado del país, que llevaba varios años fuera de la carrera por los títulos.

Afortunadamente pudimos hacernos con todos los campeonatos nacionales y completar una buena actuación en la AFC Cup, la competición internacional de Clubes en Asia.

¿Cuál es el proyecto donde trabajas actualmente?

Soy el entrenador de Bashundhara Kings, un equipo corporativo dependiente nuestra matriz el Bashundhara Group que es una de los conglomerados industriales más fuertes de Bangladesh.

¿Qué es para Óscar lo más importante en la gestión del club?

La coordinación interdepartamental, la sintonía con las directrices establecidas por el Club Management, el saber implementar la idea y modelo de juego de acuerdo a las características de tus jugadores y a la filosofía/objetivos de tu Club.

La identificación y el seguimiento dinámico de los campos de mejora y/o refuerzo para el diseño y ejecución tareas de entrenamiento con transferencia real al juego, la identidad de tu equipo en relación con el espíritu competitivo y actitud deseadas son algunos de los factores que consideramos esenciales para un rendimiento óptimo.

¿Y qué parte especifica cobra más importancia cuando pasas a nivel profesional?

Considero que la misión de un entrenador es transversal e integral por lo que la respuesta no puedo encontrarla en la especificidad sino en la multilateralidad y sus sinergias.

¿Cómo es el trabajo diario de un entrenador al nivel actual que te encuentras?

Mi trabajo me ocupa todo el día y en prácticamente todo momento. Disfruto y aprecio cada detalle de él.

La fortaleza mental, la confianza en ti y en los tuyos y el estar alineado con todos los elementos y filosofía de tu Club (jugadores, cuerpo técnico, management, fans y media) son factores críticos y necesarios para cultivar éxitos.

Nuestro Club aprecia y valora positivamente nuestro trabajo y nosotros apreciamos y valoramos que estamos en la entidad más fuerte del país.

¿Cómo llevas la gestión de tu equipo?

En nuestro primer año en la máxima categoría hemos conseguido ganar todas las competiciones nacionales. Con ello, hemos acabado con la hegemonía de los dos equipos tradicionales del país, Abahani y Mohammedan.

Esta será mi tercera temporada a cargo del equipo. La gestión siempre es más fácil desde las victorias pero tiene el peligro de la autocomplacencia.

Óscar durante una rueda de prensa tras el entrenamiento

¿Qué significa para Óscar ser entrenador?

Un trabajo técnico con muchas relaciones e interacciones y en el que hay que tomar muchas y buenas decisiones de distinta naturaleza.

Sin duda un trabajo muy complicado por su naturaleza inestable y resultadista pero que ofrece muchas y bonitas posibilidades de dejar un legado.

¿Qué es para Óscar el Futbolverdadero?  

El fútbol es inevitablemente subjetivo, pues todo el mundo tiene opinión. Para mí, el Futbolverdadero es el que se refleja en cada instante en el vestuario, en el entreno y en la competición. Es en ese contexto donde, para nosotros los entrenadores, los análisis tienen valor real.

Muchas gracias Xabi, es todo un placer hacer una entrevista con vosotros.

Óscar Bruzon

Óscar junto a Puyol recibiendo el premio al mejor entrenador 2017
Comparte!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: